Procesar con AMOR es la decisión más Inteligente, pero…

¿EL AMOR LO PUEDE TODO?

Hay una creencia “espiritual” que puede confundir a la hora de quedarte en situaciones o relaciones en las que ni eres feliz hoy ni vas a serlo mañana por mucho amor que le pongas. Esta creencia es la de EL AMOR LO PUEDE TODO.

Procesar todo con AMOR si es la mejor decisión por excelencia para erradicar el sufrimiento mental humano, pero voy a aclarar un poco en que consiste en situaciones de relación en las que uno no se siente feliz.

Si bien es cierto que el AMOR puede transformar muchísimas cosas hay capacidades, estructuras mentales del otro que por mucho amor que pongas no se van a modificar, por tanto, es importante añadir el matiz de PONER AMOR CON OBJETIVIDAD.

Y tú dirás, pero Nuria ¿qué es esto de PONER AMOR CON OBJETIVIDAD?

Pues bien, para aclarártelo, te voy a explicar varios aspectos necesarios para que se de el AMOR OBJETIVO y la diferencia entre;

 ü  Decidir el AMOR como inspiración habitual en tus decisiones

ü  A que creas que lo haces por AMOR cuando lo estás haciendo por desconexión contigo y falta de claridad.

Aunque me enfoque más en la relación premium que todos sabemos que es la pareja, también los puedes aplicar en el resto de situaciones en tu vida.

Los ASPECTOS necesarios para que se de AMOR CON OBJETIVIDAD son básicamente tres:

1)     Claridad en tus necesidades básicas y valores que quieres que existan en tu relación y concretarlas al máximo, así como los límites infranqueables.

2)     Permítete cabrearte y no lo anules por un amor erróneo. Te explico, el cabreo es necesario para que sigas percibiéndote valioso. Uno se cabrea cuando percibe que sus normas, valores o límites se están trasgrediendo. Es una emoción muy importante que generamos y cuando surge en nosotros siempre, y en todo lugar y ocasión has de atender. Atenderla no es que le abras la cabeza al otro con un sartenazo ni dejes entrar a satanás en tu interior claro, atenderla es tomar consciencia de qué es lo que te ha cabreado y expresárselo al otro con inteligencia emocional claro y unas buenas bases comunicativas, que es lo que enseño también en un proceso individual o en el programa Comunicación del SER.

3)     Decide siempre por AMOR A TU VIDA, bendícela con cada decisión. Te quedes o te vayas de una relación.

Entonces, ¿cuál es la diferencia entre decidir el AMOR como inspiración habitual a que creas que lo haces por AMOR cuando lo estás haciendo por desconexión contigo y falta de claridad?

Pues cuando con la excusa del amor no pones límites y defiendes tus necesidades y valores. Si los anulas y te resignas no lo haces por amor, simplemente te desconectaste de tu vida interior para seguir en una NO RELACIÓN, pues toda relación tiene que poner en primer lugar una comunicación que asegure la confianza, el respeto y el compromiso como prioridad.

Para ello han de poder consensuar y tener en cuenta siempre el sentir del otro. Y desde el amor propio, si no coinciden, y en la relación no se puede dar lo que para uno es básico, aceptar y poder separarse con amor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *